miércoles, 8 de abril de 2015

Galletas de mascarpone (dulces o saladas) sin gluten, sin huevo y sin mixes comerciales

      Tras unas semanas de tranquilidad bloguera, va siendo hora de retomar la normalidad y seguir publicando recetas. La de hoy es un clásico adaptado al mundo singlu y adaptado también, de forma opcional, a mi gusto por el contraste dulce/salado (haciendo la versión salada). Además no quería utilizar mixes comerciales, así que, después de varias probaturas, he de decir que la textura conseguida para este tipo de estas galletas es ideal. Para mí diré que es perfecta, pero eso es algo subjetivo y hasta que no las hagáis no lo vais a poder comprobar. :)





Ingredientes:
200g mascarpone
100g mantequilla
1 cta. pasta de vainilla marca apta
80g azúcar moreno
100g almidón de mandioca agrio
50g maizena
50g harina de arroz
50g harina de trigo sarraceno Bauckhof
Sal para espolvorear por encima de cada galleta (en la versión salada)

Elaboración:
1) Se mezcla todo, menos el azúcar y la sal, hasta obtener una mezcla homogénea.
2) Se deja enfriar la masa en la nevera hasta que se pueda extender sin que se pegue en exceso.
3) Poner la masa entre dos pliegos de papel de horno y extender con forma de rectángulo.
4) Espolvorear sobre la superficie el azúcar moreno.
5) Enrollar formando un rulo, como de un brazo gitano se tratara.
6) Llevar a enfriar a la nevera nuevamente, unos 20 minutos.
7) Cortar el rulo a rodajitas como de medio centímetro, o poco más.
8) Dejar las galletas tal cual, para la versión dulce o espolvorear con sal para la versión salada.
9) Hornear unos 20 minutos, o hasta que estén doradas, a 200ºC.
10) Dejar enfriar sobre una rejilla.... y ¡a disfrutar!




      Si dulces están buenísimas saladas están de pecado: recuerdan a las galletitas saladas de aperitivo que empiezas a comer y no puedes dejar de hacerlo.

NOTA: La versión dulce no es muy muy dulce. Y aunque para mí así están ideales, si sois muy golosos igual os gustan más espolvoreando más azúcar por encima de cada galleta antes de hornearlas.



      Animaos a probarlas. Son con diferencia las galletas que más me gustan de todas las que he podido comer conglu y singlu. :)


domingo, 15 de febrero de 2015

Costrada de calabacín sin gluten

     Como en muchos hogares, en casa toca ideárselas para que mis peques coman fruta y verdura, y lo que suele pasar es que si no la ven, cuela :). De esta necesidad surge la idea de este pastel de calabacín.


      Tan rico nos pareció la primera vez que lo hicimos, que ya he perdido la cuenta de las veces que lo he hecho. Como primer plato para cuando tenemos invitados es ideal.


Ingredientes:
500g calabacines
1 cebolla
3 huevos
150g queso rallado sin gluten
80g pan rallado sin gluten
50g aceite de oliva
1 cucharada de perejil picado
600g patatas (aprox.)
200g leche
pimienta (opcional)

viernes, 6 de febrero de 2015

Pizza integral de croqueta

De un tiempo a esta parte en casa procuro tener más control sobre las harinas que utilizo al cocinar, para disminuir, en la medida de lo posible, el consumo excesivo de almidones, que aumentan el índice glucémico y son de escaso valor nutricional. Pero el uso de almidones en la cocina sin gluten es imprescindible para obtener buenos resultados en cuanto a textura/volumen, así que hay que contrarrestar esto por otro lado. ¿Cómo? Utilizando harinas proteicas, integrales.

De esto surge realizar una nueva receta de pizza, integral, rica en proteína de origen vegetal. Pero es que además está deliciosa y crujiente. Vamos, que la receta de "la masa" es un clásico y para cuando somos muchos en los cumples y demás eventos, sí, pero como para mis peques quiero lo mejor, y encima les ha encantado, esta receta pasa a ser la receta de pizza que haga de aquí en adelante.

El hecho que sea "de croqueta" es circunstancial. Lo importante de esta receta es la masa de la pizza. El relleno es sólo una idea. 

Seguro que os ha pasado alguna vez hacer la masa para las croquetas y cuando habéis empanado la mitad estáis hasta el moño y la habéis dejado para otro momento. Pues bien, con esa masa se pueden hacer muchas cosas. Yo tengo probadas varias: utilizarla como relleno para hojaldre, para hacer una quiche y este último "invento", para pizza. Sólo deciros que les ha faltado a los peques aplaudirme con las orejas :)




¿Queréis saber la receta?


Ingredientes masa:
500g agua
25g miel
12g levadura fresca o 4g l.seca
40g aceite de oliva virgen extra
250g harina Brot Mix de Schar
40g harina de garbanzo
30g harina de trigo sarraceno
30g harina de arroz (si es integral, mejor)
1 cucharada sopera de psyilium (unos 15 g) (opcional) (aporta mucha fibra)
1 cucharadita de sal

Ingredientes relleno:
masa de croquetas (últimamente le quito algo de maizena y la sustituyo por harina de trigo sarraceno, quinoa o garbanzo - de esta última no más de 30g-, según tenga)
tomate frito marca apta
queso mozarella rallado marca apta
cebolla
orégano


Elaboración:

1) Añadir en la amasadora o robot de cocina: agua templada + miel + levadura. Disolver.

2) Añadir el aceite. Remover.

3) Añadir las harinas. Amasar hasta q esté todo bien integrado.

4) Añadir la sal. Amasar unos 5 minutos más.

5) Si se quiere apartar 300-350g para utilizarlo para hacer unos panecillos integrales o como prefemento para otras recetas.

6) En este punto podemos continuar por tres caminos, según nuestras prisas:

   a) SIN LEVADO: poner la masa sobre la bandeja del horno, formar/estirar con las manos enaceitadas y, sin dejar levar hornear con el horno sin precalentar a 200º unos 20 minutos, aproximadamente.

   b) CON 1 LEVADO: poner la masa sobre la bandeja del horno, formar/estirar con las manos enaceitadas y, dejar levar hasta que doble su volumen. Hornear con el horno precalentado a 220º. Al meter la masa bajar la temperatura a 200º. Unos 18 minutos, aproximadamente.

   c) CON 2 LEVADOS: Tras amasar, dejar la masa levar hasta que doble su volumen (1 hora aproximadamente). Volver a amasar un minuto y poner la masa sobre la bandeja del horno, formar/estirar con las manos enaceitadas y, dejar levar de nuevo hasta que doble su volumen. Hornear con el horno precalentado a 220º. Al meter la masa bajar la temperatura a 200º. Unos 18 minutos, aproximadamente.
También se puede hacer el primer levado en la nevera, como acostumbramos a hacer con las masas panificables. Esto es: hacemos la masa un día, y tras el amasado se mete a la nevera hasta el día siguiente. Al sacarla se desgasificaría amasando un poco, se extendería sobre la bandeja y de dejaría levar unas dos horas...y a hornear en horno precalentado.

Cuanto más tiempo dediquemos a nuestra pizza mejor será el resultado.  Yo, por comodidad, suelo hacer la opción intermedia (la "b"), pero por ejemplo, la foto que os muestro es de la opción "a", que es en la que se obtiene peor resultado, que aún así es muy bueno. Pero queda más bajita.

7) Una vez prehorneada la base de nuestra pizza ya podemos rellenarla de lo que queramos y volver a hornear hasta que los ingredientes que le pongamos estén cocinados.
En esta ocasión la he rellenado con masa de croquetas desmenuzada sobre el tomate frito. Le he añadido también cebolla y orégano, y está...deliciosa.


Pese a ser una masa tan integral, no tiene sabor fuerte ni extraño. Siempre va a sobresalir el sabor del relleno.


Espero que la probéis y me digáis. :)



domingo, 1 de febrero de 2015

Bizcocho sin gluten con manzana, queso y cacao

Fin de semana de frío y viento, así que como en casita en ningún lado.

Aprovechando que Master Chef Junior tiene embelesados a mis hijos, les he propuesto que me ayudaran a hacer la merienda y esto es lo que ha resultado: un rico y nutritivo bizcocho marmolado.



Ingredientes:
4 huevos
230g azúcar moreno
130g aceite de oliva suave o de girasol
130g queso crema natural
1 manzana grande
250g harina (250g Mix Dolci Schar
                    ó 180g Mix Dolci+70g harina de amaranto o trigo sarraceno
                    ó 160g harina arroz + 90g Maizena)
3 cucharadas de cacao puro en polvo de Valor
Impulsores: 1 sobre de levadura química + 1 cucharadita de bicarbonato
Opcional: 1 manzana más cortada a daditos para mezclar en la masa


Elaboración:
1) Batir con las varillas: huevos + azúcar hasta que la mezcla blanquee y aumente su volumen.
2) Añadir aceite + queso + manzana rallada, y seguir batiendo.
3) Tamizar y añadir harinas + impulsores. Batir a velocidad media sólo hasta que esté todo bien integrado, sin pasarnos de batida.
4) Separar la masa en dos. A una de las partes añadir el cacao tamizado y batir para mezclar bien. Poner cada masa en una jarra o tarro alto.
5) Repartir los daditos de manzana  en las dos masas y mezclarlos con una espátula.
6) En un molde con forma de corona engrasado se van vertiendo las dos masas, a pocos, alternando una y otra jarra, hasta echarlo todo.
7) Hornear en horno precalentado a 175º unos 35 minutos, aproximadamente (todo depende de cómo sea vuestro horno). Así que para comprobar si está listo, pinchar antes con un palillo.


Al enfriar se puede espolvorear con azúcar glas.






Espero que os guste :)